Acceso

Cartas dedicadas

¿Dónde puedes expresar todo lo que tu corazón siente, como yo lo hago desde el CIELO con mi mamá? ¡¡¡Pues claro!!! En este espacio puedes hacerlo con toda libertad.

“Desde el cielo con amor.”

Querida mamá:

Desde que me separaron físicamente de vosotros he sentido la necesidad de comunicarme contigo, de ayudarte a superar el sufrimiento y el enorme vacío que mi muerte te produjo. Si lo consiguiera, tú podrías transmitirlo a los demás. No sabía como hacerlo, pero he tenido una idea: voy a dictarte esta carta directamente desde tu corazón, donde me encuentro.

Empezaré por el principio de mi adiós definitivo, que sucedió el 11 de abril de 2009, en que estuve más aquí en el cielo que en la tierra. En ese instante, como una exhalación, contemplé mi vida entera como una mezcla de dicha y ternura. Ternura infinita por ti mamá, que apareces a lo largo de mi infancia como el centro de mi mundo, lleno de amor y felicidad. Yo sé que tú ves algo más con respecto a mi infancia, la ves complicada, llena de lucha, porque durante los primeros años de mi vida caminamos solas. Teníamos ilusión, siempre juntas, tu me cuidabas y protegías, al igual que yo a ti, éramos uña y carne, inseparables. ¡Ay mamá!, cuando estábamos en la camita me gustaba pasarte mi bracito por debajo de tu cuello para acurrucarte, te encantaba y me decías que parecía yo tu mamá.

Éramos un equipo perfecto, yo sabía que tenía que cuidar de ti, para que así tú pudieras cuidar de mí.

Te acuerdas mamá cuando te quería buscar un novio, quería que te casaras con Walker el de la serie de televisión que veíamos juntas, tú me decías que no era posible porque era sólo ficción. Cuando salíamos a la calle y veíamos a algún amigo tuyo, yo te quería casar con él, todos me parecían bien, cualquiera era bueno para que no estuviéramos solas. Incluso te elegía la ropa y los zapatos que quería que llevases para que estuvieras guapa y atractiva, con sólo cuatro añitos.

Los veranos eran especiales, siempre íbamos a la playa, muchas veces con los abuelos, pero siempre a la playa las dos juntas. Nunca faltaban esas maravillosas vacaciones en la playa. Lo pasábamos muy bien. Parece que te estoy viendo cuando tuviste que salir corriendo detrás de una pareja de ladronzuelos que se llevaban nuestra bolsa y conseguiste que la soltaran.

Una parte de las vacaciones siempre la pasaba en la casa del pueblo con mis abuelitos, que tanto me quieren. Todas las noches se acostaba la abuelita en la cama de al lado, nos agarrábamos la mano y hablábamos mucho rato, cada día le tocaba a una empezar para luego seguir charlando hasta que el sueño nos vencía. Antes de dormir rezábamos el Padre Nuestro y cuando llegábamos al párrafo “y en la hora de nuestra muerte amén”, yo le dije a mi abuelita que eso mejor lo quitábamos y así lo hicimos, rezábamos todos días pero omitiendo este párrafo. Lo pasaba muy bien con los abuelitos, pero todos los días te llamaba porque quería estar contigo; tú sabías que yo estaba bien, pero yo no sabía como estabas tú, siempre cuidando de ti mamá como tú cuidabas de mí. Cuando tú llegabas al pueblo y entrabas en casa de los abuelitos, nunca me veías porque me escondía debajo de la mesa y la abuelita te decía que me había ido con mis amigos, que bien lo pasaba.

Podría seguir contando miles de anécdotas, situaciones y otros hechos que han acontecido en mi vida hasta llegar a los trece añitos, cuando tenía tantas ganas de hacer cosas, estudiar, jugar, etc., pero las fuerzas me fallaban.

Mamá yo ponía todo de mi parte por estar bien, pero veía que mis fuerzas no eran las de cualquier niña. Por fin supimos que algo malo pasaba, pero lejos de acobardarnos luchamos mucho, y sobretodo, siempre juntas. Incluso dentro de la adversidad nos reíamos, acuérdate cuando bromeaba contigo descolgando el suero casi sin fuerzas y te quería dar un coscorrón en la cabeza. Y los aperitivos, que me dices de los aperitivos que nos preparábamos encima de mi camita, como si estuviéramos en nuestra casita. Dentro de esta desigual lucha, disfruté de estar contigo y no te preocupes mamá si a veces te enfadabas conmigo, era una situación difícil, lo que importaba era salir adelante y bien. Gracias mamá por todos esos momentos de ternura y alegría, que siempre estaba tu mirada a mi lado para darme consuelo y fuerza cuando lo necesitaba.

Quiero decirte mamá, que he sido enormemente feliz junto a la pareja que tuve la suerte de buscarte, que ha sido un gran padre para mí, que me ayudó mucho, que me quiso y que presumí mucho de él siempre que tuve ocasión.

Mamá eres única, no puedo compararte con nadie, siempre te he querido y aunque me haya ido de mi cuerpo, sigo contigo. Nunca te dejaré, somos dos almas unidas e inseparables. Lo más importante es que he sabido que cuando la vida del cuerpo se extingue no es el final, sino que entramos en otra dimensión, un hecho imposible de explicar a los vivos por tratarse de algo sin referentes anteriores. Sólo puedo decirte que me encuentro en un estado de placidez total, carente de sufrimiento, que además me permite estar con vosotros, las personas a las que quiero, aunque no lo percibáis con los sentidos yo siempre estoy con vosotros.

Mamá siempre que brindáis por mi, cuando estuvisteis celebrando conmigo mi cumpleaños, cuando plantasteis el almendro y el olivo, todos los actos por mi aniversario, todas las cosas grandes y pequeñas que haces por mi, lo que escribes para mi, la página web que me has dedicado, lo que nuestros amigos hacen, etc. Todo lo que se hace en mi nombre me hace especialmente feliz.

Mamá dile a papá que muchas gracias por haberme regalado a Zeus, me hizo muy feliz tenerle conmigo y ahora me hace feliz saber que a través de él puedo demostraros mi amor, que sabéis que es mi hijo y vuestro nieto.

Quiero que estéis convencidos de que nos vamos a volver a ver, que velo por todos vosotros porque aquí en el cielo tengo cierta influencia (dicen que porque he sido buena en mi etapa anterior), que me recordéis sin dolor y que tratéis de ser felices en la medida que sea posible. Mamá cuando llegue el momento…, no temas a la muerte.

Se que como tu me decías en innumerables ocasiones, que te habrías cambiado mil veces por mi y, sin embargo, puedo asegurarte que yo he salido ganado. No quiero que sufras, hazlo por mi, mamá.

Todo lo que he vertido en estas líneas para ti mamá, lo hago válido para todos aquellos que me han querido y quieren, es importante que lo sepan todos y que os quiero con toda mi alma (nunca mejor dicho).

LAURA.

—————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

“Mi preciosa LAURA, mi ÁNGEL, nuestro ÁNGEL… Transcurridos algo más de dos años desde que te fuiste a ocupar tu puesto entre las estrellas, parece que fue ayer cuando cerrabas tus ojitos aquí en la Tierra para abrirlos en tu verdadera casa: el CIELO, la futura casa de todos los que seguimos temporalmente en este fugaz hotel grabando nuestra propia película.

Desde el día que te separaste físicamente de mí, tu Fuerza y tu Alma me han hecho ver que en el rodaje de mi propia película tengo que conseguir el mayor número de Oscar. LAURA, tu lo conseguiste con tan solo 15 años: Oscar a la madurez, Oscar a la valentía, Oscar a la inteligencia, Oscar a la solidaridad y muchos más que yo guardo como un tesoro en los anaqueles de mi corazón. LAURA, yo quiero estar a tu altura cuando acabe mi rodaje, que será el día en el que pueda volver a casa contigo, el día de la felicidad plena de poder verte de nuevo junto a mi.

Cada día escucho en mi interior: “Luces, cámaras, acción…”, inicio una nueva jornada en esta película que no tiene fin, esperando a que llegue el momento de estar a tu lado entre las verdaderas estrellas.

Gracias mi pequeña LAURIINA, por toda la fuerza física y moral que me das, gracias por permitir que cada día sienta tu Alma dentro y junto a mi Alma. Gracias por hacerme comprender que el no tenerte físicamente no quiere decir que no estés conmigo. Gracias porque tu partida me ha enseñado que realmente lo único que tengo que hacer en esta vida es vivir lo mejor posible, disfrutar al máximo cada instante y no pensar en el futuro porque para mí sólo existe el presente.

LAURA, se que lo estas pasando genial con tantos ANGELES guapos y simpáticos a tu alrededor; seguro que quieren invitarte cada día salir con ellos a contemplar las auroras boreales y saborear un helado de nubes blancas o, mejor todavía, de chocolate y fresa.

Por este ÁNGEL y todos aquellos ÁNGELES que han dedicado su vida entera para poder crear un rayo de luz en la oscuridad y por tantas cosas, gracias una vez más…

LAURA, te quiero con mi toda Alma.

Tu Isa.”

——————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————

“Gracias mi niña pekeña, grande, ahora mi ÁNGEL, ahora mi ALMA. Tu, cariñito, te has ganado el ser por fin feliz, como tu dices: “te has limpiado con esa enfermedad tan dura”, se que el sufrimiento no ha sido en vano.

Gracias LAURIINA por estar conmigo eso me ayuda mucho, pero siempre que tu estés bien, no lo hagas porque tienes una madre pesada, hazlo si realmente no te altera tu camino.

Quiero darte mil gracias por estar tan cerca de mí durante mi estancia en Kolkata,  fue realmente  maravilloso, toqué el CIELO contigo.

LAURA te necesito tanto que a veces no se qué hacer, me siento tan… ya sabes, que a veces tengo esa energía que me das y otras veces, como hoy, no quiero nada.

Una pregunta para ti, para mi ALMA, ¿todo lo que hago referente a ti, como la página Web, el blog, el diario a Kolkata, las pulseras que he hecho, etc., como lo ves? Me gustaría tener respuestas, todas estas cositas a mi me ayuda mucho, pero no se… ¿tu como lo ves? Hay personas que no las entiendo, que no lo ven, porque creen que tengo que seguir como si nada. Y digo yo: “¡¡¡que saben ellos!!!”.

LAURA hazme llegar el mensaje, sobretodo que a ti no te perjudique, yo tengo que vivir aquí como pueda, tu sabes que lucho, y tengo alegría dentro del dolor, incluso presumo de ÁNGEL.

Te quiero tanto que me gustaría estar a tu lado en el mismo plano, tú ya sabes todo.

¿Qué hago con tu papá? Dime que puedo hacer para que vea la luz. Mándame un ÁNGEL en la Tierra para que me facilite la vida, uno o varios; aunque ya me los mandas y yo los siento, pero alguno que me muestre que puedo hacer con tu papá para ayudarle.

Te quiero con toda mi ALMA, claro tu ALMA está con la mía. Como dice el abuelo: “hubiera dado todo para que te quedaras aquí con nosotros”; yo también, mi vida por supuesto por la tuya. Aunque entiendo que el pacto fue así, pero manda narices… ¡¡¡que difícil!!! No se si hay alguien que me entienda.

Te quiero LAURIINA MI PEKEÑA, TÚ ERES TODO para mí.

Anda dime que te voy a ver prontito, ¡¡¡jajajajaja!!! Tranki, no te preocupes, que todavía tengo mucho que hacer en este camino para llegar a la meta CONTIGO LAURA y libre de cargas.

LAURIITA cielo, un abrazo muy fuerte y un beso de mariposa.

Tu Isa.”

—————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Mi niña, mi hija, mi vida, porque toda mi vida eres tu LAURA. Todo nuestro esfuerzo, toda nuestra lucha, todo lo que conlleva vivir en esta vida cuando realmente hay que luchar tanto para vivir y estar juntas; desde que estabas en mi barriguita ya empezamos a luchar las dos solitas, pero conseguimos mucho y salimos adelante con toda nuestra fuerza, coraje y unión, porque tú eras pequeñita y tenias que ser niña y preocuparte de ser feliz, pero no era así, tú me cuidabas a mí y me protegías. Te preocupabas de mí, a veces sentía que tan chiquitina hacías el papel de madre. Éramos como dos madres: TÚ en un cuerpecito de niña y yo en mi papel de madre, esa unión es difícil de comprender cuando nuestra vida ha sido todo lo contrario a lo que yo viví de niña.

Estábamos tan unidas luchando el día a día contra todas las dificultades que la vida nos ponía por delante, una lucha tan dura que mejor nos lo quedamos para nosotras.  Si no habíamos pasado bastante, cuando podíamos por fin respirar las dos, nos sorprende una de las enfermedades más crueles que puede afectar al ser humano. Ansiábamos las dos llegar a verte cumplir la preciosa edad de 13 añitos, teníamos todos los sueños por vivir, teníamos nuestra torre construida. Te esperaba lo que tanto ansiabas: poder salir con tus amigos al cine o a cualquier lado sin que tu madre tuviera que estar contigo, ansiabas una cierta libertad.

Una tarde de primavera, con la ilusión de prepararnos para ir a bailar a tu Virgen de Valdepinillos, inesperadamente nuestros planes se torcieron, sin darnos cuenta  acabamos en la Paz, tu ingresada, las dos en estado de shock por lo que estaba pasando; en ese preciso momento empezó “nuestra pesadilla”. De repente se nos derrumbó esa torre que tanto nos costó construir.

Esta es la tercera Navidad sin TI en la Tierra, pero todo sigue igual para todo el mundo, igual que cuando estábamos juntas: las luces, las compras, las celebraciones de familia, etc., pero para mí ya no existe nada de eso. Desde tu partida al CIELO mi mundo, mi vida es otra, he empezado a construir otra torre en otra dirección. Eso si LAURA, solo tú y yo sabemos que sigues estando conmigo, solo que yo tengo que hacer mi parte en la tierra y TU en el CIELO. Yo se que tú estás haciendo un gran trabajo en el CIELO, ayudando a los niños. Yo sé que estas feliz y eso me reconforta cada día que pasa sin poder agarrar con firmeza tu preciosa manita.

Las primeras Navidades después de tu partida me llevaste a un lugar lleno de Esperanza y con tu presencia en el corazón todas esas personas que tanto te ayudaron y nos siguen ayudando; el año pasado, nos fuimos las dos solitas rumbo a la aventura muy lejos, a Kolkata. ¿Estas Navidades donde me vas a llevar? Estoy esperando a ver hacia donde me guías, sin duda que vamos a irnos las dos juntitas a algún sitio bonito y lleno de Energía y mucho Amor, ese Amor que desde que te fuiste me sigues enviando cada día.

Hay sensaciones, sentimientos o vivencias que no están escritas en ningún libro, ni aparecen en los fotogramas de ninguna película e incluso no tiene espacio físico donde quedar plasmadas. A veces toda esta amalgama de sensaciones, sentimientos o vivencias sólo tienen cabida en el mundo onírico, pero son la energía vital de personas muy afortunadas que les habla su Corazón de ti LAURA.

Solo tú y yo LAURA, sabemos lo que hemos vivido y sentido. Y ahora también sabes lo que siento en cada instante, que a través de mis sentimientos, sólo dejándome llevar por mi Corazón, sé que soy capaz de llegar a personas que en algunos momentos les ayuda, todo es gracias a ti  LAURA.

Cada día que amanece me siento más cerca de mi hija, mi niña, mi LAURA, MI ANGEL ETERNO.

TE QUIERO CON TODA MI ALMA, QUE ES NUESTRA  ALMA.

ETERNAMENTE TÚ ISA.”

—————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Querida LAURIITA,  el pasado miércoles fue un día estupendo lleno de ti LAURIITA por todas partes, en tu Jardín, en el Plaza Norte y en la película “Maktub”. Tu luz y tu presencia se hicieron más patentes y nadie se quedaba indiferente ante tu imagen LAURIITA.

Fue muy emotivo, emocionante y doloroso el poder compartir la película “Maktub” con Isa, ciertamente como ella dice: “nadie que no lo ha vivido se puede hacer a la idea del sufrimiento que habéis llevado tu LAURIITA y ella”. Es toda una lección de vida de la que debemos aprender, lo que pasa es que la mayoría de las veces nos olvidamos de tu frase LAURIITA, esa que dice: “VIVIR ES UN ARTE”. Y ciertamente hay que buscar el arte de vivir.

Ver “Maktub” ha sido una experiencia muy conmovedora porque nos ha permitido compartir contigo LAURIITA y con Isa lo que nuestros cuerpos no pudieron compartir por las circunstancias tan duras que se dan a lo largo de esa terrible enfermedad. Gracias a “Maktub”, a Isa y a ti principalmente LAURIITA, creo que aún nos sentimos más próximos al sufrimiento que habéis experimentado y sentimos más fuerte que nunca la idea de que nos están esperando al otro lado de esta realidad efímera.

Ha sido muy entrañable oír el rap que cantaba Antonio y escuchar lo que decía, hablaba de ángeles, azul….tantas coincidencias…que yo creo que las películas “The Way” y “Maktub” son regalos que nos pones tu LAURIITA en el camino de la vida. No sé LAURIITA si finalmente tendrás tu propia película, pero de lo que no me cabe ninguna duda que es tu presencia en el más allá, allí “beyond the blue”, está escribiendo nuestra propia película de la vida, de todos los que estamos alrededor tuyo y de los que cada día te conocen.  Cada día dejas más huella en cada uno de nosotros, en Vicen, en mí y en Eric. Sé que LAURIITA siempre velará por su amigo Eric, ese chiquitín que llevaba los politos con todos los botoncitos abrochados. ¡¡¡GRACIAS LAURIINA POR CUIDAR DE ERIC!!!

Un besito, que tu Luz LAURIINA y la de todos nuestros ángeles sean las luces para nuestra película de la vida.

Rosita.”

—————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

“Maktub” curiosa palabra carente de significado para quien no conoce la lengua árabe o para quien no está cerca de alguien que ha sufrido en su persona la terrible enfermedad del cáncer infantil.

Mi preciosa LAURA, “Maktub” (“Estaba escrito”) es una película en la que el guión parece estar inspirado en tu propia vida y en la de algunas personas que estamos cerca de ti. Se puede cambiar el escenario o el tiempo en que se desarrolla la acción, pero las vidas de los personajes corren paralelas a  nuestras propias vidas.

LAURA no han tenido que hacer una película para que me diera cuenta de lo unidos que estamos tú y yo, no. Sinceramente LAURA estaba escrito que nos conociéramos y que tu calaras tan dentro de mí; el destino es a veces caprichoso, pero siempre une vidas para que cada uno de nosotros entreguemos lo mejor que podemos dar de nuestra persona. LAURA yo sé que tu siempre das lo mejor de ti, porque vas dejando una huella imborrable en todas las personas a las que tocas con tu luz.

LAURA siempre has sido y eres un ejemplo a seguir, ejemplo de inteligencia, ejemplo de madurez, ejemplo de fortaleza, ejemplo de templanza, ejemplo de solidaridad y ejemplo de amor. LAURA no me extraña que con tantos valores Dios te quiera tener a su lado, tenías un trabajo en la Tierra y lo desempeñaste a la perfección, nos dejaste una semilla y cada uno ahora tenemos que hacerla crecer en el corazón. De esa semilla pequeña en tamaño tiene que brotar un árbol rico en amor, una tarea sencilla si se cree en ti y en Dios.

Querida LAURA hay una imperceptible línea que separa Tierra y Cielo, una línea tan sumamente fina que a veces escapa al ojo humano. Tú has cruzado esa línea pero para mí, y muchas personas más, estás a ambos lados, no existe tal separación, Tierra y Cielo se encuentran unidos en el corazón. Algunas personas llamarían locura al sentirte, hablarte y verte cada día, yo le llamaría amor.

LAURA tengo claro que desde que te conocí mi vida cambió. Cuantos recuerdos afloran a mi mente, recuerdos lejanos y próximos en el tiempo, todos con un denominador común: tu sonrisa, una sonrisa mágica como toda tú. Cuando digo recuerdos lejanos y próximos es porque siempre te tengo a mi lado, es como si nos conociéramos desde hace un siglo. Esa sonrisa tuya siempre es un signo de fortaleza y esperanza, porque con tu sonrisa haces que el sol siempre brille en el interior de nuestro corazón.

LAURA hemos compartido y seguimos compartiendo tantas cosas que por ello eres una parte importante de mi familia; sería más correcto decir de una especial familia que crece en torno a ti, una familia en la que no sólo existen los lazos del parentesco, si no que existe un lazo o vínculo más importante: el amor por ti. Para cada familia eres la hija, la hermana, la nieta, la sobrina, etc., porque lo eres todo y lo eres para siempre. Sé que proteges a todos y cada uno de los miembros de esta familia, sé que proteges a Eric, a Rosa y a tantos otros que me resultaría imposible enumerarlos.

LAURA me consta que con tu mamá Isabel estás haciendo una titánica labor, no se puede dar más amor a una madre y no se puede recibir más amor de una madre, eso lo percibimos los que estamos a su alrededor. Es justo darle las gracias a Isabel por compartir tu amor con nosotros, porque así lo recibimos por partida doble, a través de ella y a través de ti.

LAURA cada día llegas más lejos, cada día llegas más fuerte y el mérito no es de quien te sentimos o vemos, el mérito es enteramente tuyo porque has abierto un camino entre la Tierra y el Cielo, un camino de luz, un camino lleno de paz, un camino en el que al final del recorrido tu nos esperas con los brazos abiertos y la recompensa de tu amor.

¡¡¡TE QUIERO LAURIITA!!!

Vicente.

—————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Hoy he buscado en el diccionario de la Real Academia Española la palabra “Obsesión” y he encontrado dos acepciones:

1.-Perturbación anímica producida por una idea fija.

2.-Idea que con tenaz persistencia asalta la mente.

Pero entre las definiciones que he encontrado ninguna hacía referencia a que obsesión equivaliera a la perdida de lo más preciado para mi, mi hija LAURA.

No he consultado el diccionario sólo por curiosidad, sino porque esa palabra es la que esta mañana he tenido que escuchar de alguien que realmente para mí no vale la pena. Alguien que sin pedirle consejo y sin apenas contar mi vida, sino todo lo contrario, se ha tomado la licencia de emplear ésta palabra conmigo. Suelo hablar y escuchar a todas las personas que necesitan hablar e incluso si puedo les ayudo en lo que sea necesario, pero siempre con mi sonrisa y por supuesto  hablo de ti LAURA, que realmente eres lo único que me importa. ¿Cómo se puede entender que con el corazón roto sea capaz de transmitir  alegría y luz? Desde luego que es gracias a ti LAURA, que soy capaz de transmitir tu alegría y tu luz a las personas que día a día se cruzan conmigo.

Que alguien tenga la osadía de decirme en “tono altivo” lo siguiente: “Isabel estás muy obsesionada con tu hija” y con todo el atrevimiento del mundo añadir: “Isabel tienes que buscar otras cosas en esta vida”. LAURA, me he quedado de piedra. ¿Por qué opinan y juzgan sin saber realmente nada de nada? ¿Quién sabe lo que es la pérdida de lo que más quise, quiero y querré, mi  única  hija  LAURA?  Ni tampoco tienen ni idea de tu vida, de nuestra vida, que ha sido muy difícil y muy complicada.

Para todas aquellas personas que se permiten juzgar, prejuzgar, opinar y aconsejar sin saber, voy a contar una pequeña historia que en este caso es real como la vida misma.

Mi preciosa hija LAURA, naciste en un bonito pueblo de Francia el día después de la festividad de los Reyes Magos (algo que para los franceses es signo de buena suerte), donde no fue fácil para mí y para ti aunque eras bebe creo que tampoco. Vivimos hasta que cumpliste los dos años en un ambiente muy difícil, aunque eras chiquitina sé que todo eso no te beneficio en absoluto.

Durante más de una década seguimos solas pero con muchas tormentas a nuestro alrededor que no nos dejaban centrarnos en caminar hacia adelante; solas y luchando así es como sobrevivimos, con muchas historias.

Cuando por fin ya habías crecido siendo una niña muy inteligente, educada, muy madura para tu adolescencia y con muchísimas cualidades personales, aparece tu cansancio y por ende tu leucemia. En ese momento se nos derrumbo nuestra torre construida ladrillo a ladrillo, nuestra lucha, nuestra fortuna, “mi herencia” y con tu prodigiosa inteligencia tú ya sabias los efectos secundarios del tratamiento que necesitabas, eso sin que te dijeran los médicos lo que tenías. Tú sabías que te esperaba la caída de tu precioso y querido cabello, era largo, castaño clarito y abundante, precioso como he dicho.

LAURA tu pronta madurez hizo que con tus 13 añitos tuvieras que sacar toda tu sabiduría y fortaleza para tomar la dura y nada fácil decisión de ponerte en tratamiento, con mucha valentía, aun sabiendo que esa enfermedad y en esa determinada edad podía hacer difícil que tus amigos y compañeros de colegio lo entendieran y te pudieran mirar bien, en pocas palabras que fueran compresivos con lo que te sucedía. Por eso entonces te pregunte si querías cambiar del colegio donde ibas a otro más cerca de casa y, tu LAURA, me dijiste que sí.

Después de llorar, sufrir el dolor físico y psíquico durante año y medio,  además estudiando a tope en casa para aprobar Segundo de la ESO, todo con un esfuerzo sobrehumano, mayor que el de la mayoría de los muchachos y muchachas de tu edad, empezaste en tu nuevo colegio con tratamiento de quimioterapia oral. Fue un nuevo comienzo con mucha ilusión y alegría, con tu pelo cortito y con extensiones muy largas, realmente preciosa. LAURA seguro que te acuerdas un día cuando llegaste a casa muy contenta porque te había dicho una niña que le gustaba mucho tu corte de pelo  y me dijiste: “mamá no se nota absolutamente nada que llevo extensiones”. Que ilusionada estabas en tu nuevo colegio, sin contar a nadie nada de tu enfermedad para no sentirte distinta al resto de chicos y chicas de tu edad.

LAURA, llevaste tu enfermedad totalmente en secreto y con mucha valentía, salías con tus amigos y a veces tus defensas eran tan bajas que no podías entrar en los centros comerciales y en otros lugares donde hubiera grandes aglomeraciones de gente. Sin embargo no les contabas la razón de no poder acudir a estos sitios y te quedabas fuera. No te dejabas llevar por tu impulso de adolescente, sino que eras disciplinada y responsable con el tratamiento y conocedora de todo lo que conllevaba tener las defensas bajas, sabías tanto o más que los doctoras y doctores que te trataban.

Disfrutaste mucho en tu nuevo colegio porque te sentías como una niña más, una niña feliz y rodeada de amigos, no una niña enferma. Pero sin terminar tu tratamiento, cuando intentabas hacer una vida normal, reaparece la enfermedad con más crudeza y tienes una recaída. Dos meses en el colegio fueron suficientes para hacerte un buen grupo de amigas y amigos, todo por méritos propios: por tu simpatía, tu cercanía, tu humildad, tu cariño hacia los demás, tu afán de superación, tu desinteresada ayuda y por tantas cosas positivas como transmitías a quien se acercaba a ti.

Un día de invierno  y como cada día llegaste a clase, pero este no era un día más,  tenías que comunicar una mala noticia a toda la clase y a todos tus amigos que eran de otra clase. Con firmeza, fortaleza, seguridad y valentía, sin que te temblara la voz, te plantaste frente a todos y les dijiste: “El curso pasado no puede acudir a clase porque estaba en tratamiento por una leucemia y ahora he recaído. La única solución es someterme a un trasplante de médula y no lo voy hacer,  voy a seguir hasta donde lleguen mis fuerzas y mi vida”. Todos se quedaron completamente mudos, sin saber que hacer o que decir.

LAURA, impactaste tanto que tu estela seguirá eternamente en el Colegio Asunción Cuestablanca. LAURA, luchaste sólo porque tus amigas y amigos te lo pidieron, lo hiciste porque todos ellos querían seguir teniéndote a su lado, aun sabiendo lo que te esperaba, que no era para nada un camino de pétalos de rosa, sino todo lo contrario era una senda llena de piedras y espinos.

Después de pasarlo mucho peor que todo lo que habías pasado anteriormente no pudo ser. Cuanto más sufrías por esos terribles y dolorosos tratamientos, todavía más fuertes y numerosas se volvían las células malignas o blastos, el tratamiento en lugar de atacarlos los alimentaba y les daba fuerza.

LAURA, tú luchaste encarnizadamente y sin cuartel contra la leucemia, una lucha desigual y terrible; mucho de lo que sabías te lo guardaste para ti, porque sabias que todo estaba acabando y nunca me dijiste lo que sentías, eso se llama: fortaleza, lucha, coraje, madurez y conexión con el CIELO, eras un “ÁNGEL”.

Mientras estabas en el hospital te hiciste unas fotos con tu móvil en la camita para dejármelas para mi, unas fotos que nunca quisiste hacerte porque no querías verte así y sin embargo pensaste que tenias que dejarme las imágenes de tus últimos días, te doy las gracias por ello LAURA, porque todo lo bueno y todo lo malo lo hemos vivido juntitas. Ahora que me he quedado al mando de llevarte  en mi me gusta sentir la tristeza que vivimos y también la alegría como cuando lo pasábamos bien juntas. Recordar todos los momentos de nuestra vida: de bebe, de niña, de adolescente, de la enfermedad y, también me gusta cerrar los ojos,  pensar y sentir ese momento tan duro cuando te faltaba muy poco para marcharte y sin apenas fuerzas para hablar me dijiste: “mamá acabo de soñar que te tengo que regalar una pulsera”, yo sabía que querías regalármela porque te estabas despidiendo de mi. No había pasado más de una hora cuando cerraste tus preciosos ojitos y te fuiste totalmente en Paz.

Que dolor más horrible ver como se te va lo que es parte de tu cuerpo y que es toda tu vida. Pero LAURA a pesar de todo ese dolor me gusta recordarlo y volver a verte. Cuando voy a tu Jardín paso por la puerta por donde tú entraste en ese coche que no era el nuestro, también te imagino en ese terrible momento aunque me duele el Alma.

Quiero pensar, sentir y recordar todo, recorrer todos los recovecos de mi mente para encontrar hasta el último de tus recuerdos y vivencias conmigo,  porque lo bueno y lo malo todo eso lo hemos vivido juntas y todo es parte de tu corta vida en La Tierra. Por eso has sido, eres y serás siempre mi niña, para los que te conocieron, para los que a través de muchos medios te están conociendo y porque mientras yo siga aquí te llevaré donde yo vaya como bandera y siempre por delante de mí con una buena sonrisa y mucha energía.

Puede que el resto del mundo piense o crea que estoy obsesionada, puede que piensen que estoy loca, pero lo que yo pienso es que los locos son los demás. Porque parece que la mayoría de las personas de mi entorno no saben o desconocen que hago todo siempre con LAURA, para LAURA y por LAURA.

Es realmente fácil analizar, juzgar, prejuzgar, opinar o aconsejar cuando nadie se pone mis zapatos cada día y empieza a caminar. Es sumamente fácil decir: “hay que seguir adelante”, cuando no caminas con unos zapatos llenos de espinas y con una mochila a tus espaldas llena de dolor. Es muy fácil caminar con el corazón entero y sano, pero qué difícil es caminar cuando se tiene el corazón destrozado o te lo han arrancado de su seno.

Todos deberíamos tomar alguna vez las famosas pastillas “Contra el dolor ajeno” y sentir más empatía hacia los que sufren en silencio, pero siempre tienen una sonrisa en sus labios y una palabra amable a pesar de su dolor.

Yo tengo muy claro lo que tengo, lo que hago y lo que quiero: TE QUIERO A TI LAURA, A MI NIÑA, A MI PRECIOSA HIJA, A MI ÁNGEL ETERNO.

SIEMPRE TÚ MAMÁ, TU ISA.

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Existe una antigua tradición de venerar el primer viernes de marzo la imagen de Jesús de Medinaceli en la basílica madrileña que lleva el mismo nombre. Como es habitual, miles de personas acuden hoy a esta basílica para visitar a Jesús Nazareno, cumplir con el ritual de besar su pie derecho y pedirle que se les cumplan sus deseos, toda vez que a este Cristo se le atribuye la capacidad de conceder milagros. Se acude con fe, porque de tres deseos que le pides cuando le besas los pies supuestamente uno de ellos se cumple.

Un viernes como el día de hoy, cuando LAURA tenía cinco añitos y cuando salió del colegio nos fuimos a esperar la fila para besar los pies del Cristo de Medinaceli, estuvimos horas y horas esperando para pedir nuestros deseos. Perdona LAURA porque cuente uno de los tuyos, solo uno y creo que también era uno de los míos. Teníamos mucha ilusión porque sin duda nuestra Fe nos ayudaba tanto que necesitábamos pedirle algo muy importante para las dos, cuando estábamos en esa interminable fila le pregunte que iba a pedirle al Cristo y me contesto que no me lo podía decir, porque se lo tenia que decir solo a él.

Uno de los deseos de LAURA era también el mío, era un deseo compartido en silencio, no me lo dijo pero me lo pedía cada día con esa necesidad de estar juntitas.  MI NIÑA pidió al Cristo que su mamá pudiera recogerla del colegio todos los días, pudiera cenar con ella y pudiera acostarla mientras le daba un beso de buenas noches, como después siempre pude hacer.

Yo trabajaba por la tarde, justo cuando MI PEQUEÑA salía del colegio y no podía acercarme a recogerla prácticamente ningún día; la recogía  una señora que la cuido durante un corto lapso de tiempo.

Cuando llegó nuestra hora de pasar a besar el Cristo de Medinaceli era muy tarde, pedimos nuestros deseos besándole los pies, pero con mucha prisa no te dejaban apenas ni parar por la gente que todavía quedaba en la fila. LAURA me sorprendió porque se fue a la parte izquierda de la Iglesia y se arrodillo en el suelo encogidita y pidiendo sus cositas en una actitud de oración, me quedé verdaderamente alucinada y sorprendida al verla tan chiquitina y con esa Fe, parecía una bolita en el suelo; fue Impresionante y Maravilloso verla así.

Yo por supuesto que seguía luchando en mi empresa por conseguir el cambio de horario para que se nos cumpliera lo que más deseábamos las dos: estar juntas siempre, aunque yo tuviera que ir a trabajar todos los días. Al cabo de un corto lapso de tiempo, cuando expuse mi problema a la dirección de la empresa me concedieron el turno de la mañana, algo que no se lo daban a nadie porque todo el mundo lo quería.

Un día cuando acosté a mi NIÑA, me dijo: “mama de los deseos que pedí al Cristo de Medinaceli de momento sólo se me ha cumplido uno”,  le pregunté: “LAURA, ¿cual es, me lo quieres contar? Y me dijo: “Si mamá, le pedí que te cambiaran el turno a la mañana para que pudiéramos estar juntas y me lo ha concedido”. Yo le dije: “Pues este es el primero de tus deseos LAURA, los demás a lo mejor se cumplen mas tarde”. LAURA estaba feliz porque uno de sus deseos se había cumplido, pero nunca llegué a saber que otros deseos había pedido.

LAURA cariño mío, te fuiste y no supe cuales fueron tus otros deseos, espero que llegaran a cumplirse aquí en la tierra, si no fue así estoy segura que se te han cumplido en el CIELO; en esa casa tan maravillosa donde vives ahora, esa casa que cada día cuando amanezco envidio, esa casa que quiero compartir contigo. LAURA siempre me decías: “mamá cuando me case siempre estaré contigo, me iré a vivir a una casa grande y vendrás conmigo o compraré otra al lado para tenerte cerca”. Sé que aunque te has marchado a vivir a otra casa, estamos muy cerca, pero sino te importa LAURIITA me encantaría vivir contigo en la misma casa. Te prometo que no voy a ejercer de mamá, porque ya tienes una edad y un aprendizaje muy superior al mío.

LAURA espero que no te importe que haya contado tu deseo, “nuestro deseo”. Desde que te marchaste no he vuelto a visitar el Cristo de Medinaceli, si fuera le pediría algo que no puede hacer, le pediría que volvieras, porque otra cosa que puedo pedir es lo que pido cada día cuando me levanto: mucha fuerza y mucha luz para poder ver todos los mensajes que me envías. Doy gracias al CIELO porque puedo llevarte siempre por delante de mi como “bandera”, muy orgullosa de tu vida aquí, de lo que sufriste, luchaste y siempre con esa valentía, fortaleza, coraje y  con esa sonrisa tan especial y preciosa que sigues teniendo. También sé que ahora sigues cuidando a los niños que están contigo, como hacías aquí en La Tierra a los que estaban malitos como TU.

Espero verte pronto MI PRECIOSO ÁNGEL.

¡¡¡SIEMPRE TÚ MAMI, TÚ ISA!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

LAURIITA después de estar el pasado fin de semana en Bahabón con tus queridos Abuelos, cuando llegué a Madrid sentí la enorme necesidad de visitar Tu Jardín para hablar tranquilamente contigo, aunque sé que puedo hablar contigo en cualquier lugar y en cualquier momento porque TU estás siempre junto a mí. En esta ocasión necesitaba visitar físicamente Tu Jardín y hablar tranquilamente contigo porque me encontraba muy triste y preocupada por los abuelos, sabía que sólo Tu “MI NIÑA” podías ayudarme e iluminarme para guiar mi camino, aunque siempre con la Fe en Dios que es Tu Jefe y también el mío.

Te doy las gracias LAURIITA porque junto a ti vi las cosas más claras, me encontré fortalecida y, además, sentí y comprendí lo que querías decirme, es decir: en ese preciso momento vi con claridad que las dos juntas teníamos que hacer algo muy importante, las dos juntas LAURA, con toda tu Energía y todo Tu Amor a través de mi cuerpo.

Ahora tengo muy claro que en este proyecto conjunto, yo voy a ser el instrumento de tu Amor por los Abuelos, porque ese Amor que compartimos se va a materializar y canalizar a través de mí.

Sé que ahora más que nunca tengo que redoblar mi esfuerzo y no debo perder ni un solo segundo en nada que no sea focalizar toda la energía en hacer lo que Tu LAURA harías si estuvieras físicamente aquí, sé que tú lo harías y juntas lo vamos a hacer. El esfuerzo va a ser enorme porque a mí sin Ti me cuesta todo muchísimo, pero sé que cuento con tu ayuda.

Estoy totalmente arrepentida de no haber podido dar más de mí, aunque siempre y en cada momento de mi vida he dado más de lo que mis fuerzas me han permitido. Si no he podido dar más hasta el día de hoy ha sido porque el dolor de no poder compartir contigo ese Amor sin límites que ambas sentimos por los Abuelos, porque una parte importantísima de nuestras vidas se haya ligada a ellos.

LAURA desde el mismo instante en que hablé contigo supe que todavía no era tarde para volcarnos totalmente con tus Abuelos, Tu y yo sabemos que siempre he estado todo lo cerca que he podido estar de ellos, todo lo cerca que las circunstancias de esta a veces ingrata vida me ha permitido estar. LAURA vamos a canalizar todo nuestro Amor y vamos a darle forma a través de la cercanía, el apoyo, la comprensión y toda la ayuda que podamos brindar a tus Abuelos. Se merecen todo el Amor del mundo y nosotras se lo vamos a dar, sin medida y a manos llenas, a todo corazón.

Este proyecto es nuestro de principio a fin, cuando llegue el momento en que haya cumplido con nuestro objetivo ya lo contaremos con todo lujo de detalles, ahora a por todas sin importar el cansancio, ni el dolor de espalda tan fuerte que tengo y sin importar el dolor más importante y lacerante: el dolor del Corazón. Voy a fundir en un imaginario crisol todos estos dolores y los voy a transformar en Energía positiva para afrontar con diligencia nuestro proyecto común; sólo pido mucha fuerza, tanta como la que siempre he tenido para afrontar los momentos más difíciles que nos ha tocado vivir.

LAURA ya hemos empezado nuestro proyecto, me voy a dedicar en pleno contigo “MI ANGEL”. “LAURA MI NIÑA”, haz que tus Abuelos sientan toda Tu Energía y todo el Amor que les tienes. Tu partida ha sido horrible para los Abuelos, es lo peor que les ha podido pasar en su larga vida, porque siempre has sido “su nietecita”, la más pequeña. LAURA tú fuiste realmente otra hija para los Abuelos, te cuidaron durante mucho tiempo; recuerdo cuando te llevaba la Abuela al parque y tantas otras cosas que compartieron contigo, siempre disfrutaron mucho contigo y tú con ellos, siempre velando y desvelándose por ti LAURIITA. Ahora viven una pesadilla de la que no acaban nunca de despertar, no acaban de creerlo y yo tampoco.

LAURA, yo no soy la misma, procuro estar con buen aspecto y cuidarme para que los Abuelos no me vean mal, intento transmitirles cariño para suavizar las heridas, pero hay momentos que el dolor de tu ausencia es tan grande que lacera y desgarra por completo mi corazón, entonces no puedo disimular y la abuela que está en todo lo percibe y sufre muchísimo por las dos, su sufrimiento se multiplica por dos.

Que vida tan triste LAURA, yo sin Ti y muy preocupada por la tristeza de los Abuelos, los Abuelos sin Ti y muy preocupados por mi tristeza…  es todo tristeza a nuestro alrededor. ¡¡¡Qué horror!!! Quien no vive esto no sabe lo que es dolor, el que no le pasa no tiene ni idea, porque para el dolor físico existen bálsamos y analgésico, pero para el dolor de corazón…

Esta vida es una pesadilla continua, de repente vuelves la vista atrás y eres incapaz de reconocer lo que está pasando, es como ver una película de terror en la que sin quererlo eres el protagonista.

Bueno LAURA como realmente es lo que nos ha tocado o, más bien, lo que antes de nacer elegimos, pues ahora ha llegado el momento de apechugar con todo. Tu PEQUEÑA te llevaste la mejor parte porque  sé que estas bien, feliz tranquila y controlando todo lo que sucede aquí abajo, pero nosotros… “¡¡¡manda cojines!!!” qué valor tiene el poder sobrevivir con tanto dolor en nuestro interior.

Siempre tengo que darte las gracias a Ti LAURA, que sé que no nos dejas y yo que tengo tantas ganas de Ti siento tu mirada en mí en todos mis actos, en mis palabras, en todo lo que hago y digo.

¡¡¡LAURA no dejes de mirarme hasta que yo pueda verte!!!

Siempre, TU ISA.

——————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————

LAURA tenía la necesidad de hacer este viaje a Málaga, este viaje lo hicimos juntas ocho meses antes de que te marcharas al CIELO. He caminado esta mañana por la estación de Atocha, he recorrido prácticamente los mismos pasos que hicimos, he paseado con mi corazón y con mi mente contigo LAURIITA, pensando cada cosa que hicimos juntas, las revistas que compramos, la cafetería donde estuvimos… Todos y cada uno de los pasos que dimos las dos juntas y muy esperanzadas porque ya te estabas curando de tu enfermedad, por primera vez después de 15 meses sin poder hacer una vida normal, teníamos mucha ilusión porque te ibas a poder bañar en la playa y en la piscina, algo impensable hasta ese momento. Era un paso normal para el resto de las personas que estaban a nuestro alrededor, pero para nosotras era un soplo de aire fresco, una puerta abierta hacia la libertad, como el pajarillo que está en una jaula de oro y anhela volar surcando el cielo azul.

¡¡¡LAURIITA, pero que mamá más pesada tienes!!! ¿Te acuerdas LAURA? Yo te decía: “¡¡¡LAURIITA ponte crema, no te pongas al sol!!!” y tu me respondías: “¡¡¡Mamá déjame!!!” Efectivamente deje que disfrutaras de todo lo que el mar ponía a tu alcance: jugar con la arena, saltar sobre las olas, sentir la brisa sobre tu preciosa cara, dejar que el viento jugara con tu bonita melena, tomar el sol moderadamente, incluso pudiste mojarte por fin tu pelo. Lo pasamos bien dentro de todos los inconvenientes asociados a la enfermedad.

Viajamos en el Ave y nos sentíamos muy felices las dos juntitas por fin fuera del hospital. Hoy he recorrido lo mismo que entonces pero… todo es diferente, el Ave no lo he visto tan bonito como cuando íbamos juntas ese día de verano, entonces estaba el tren lleno de luz, de alegría, de ilusión y de esperanza. Hoy con el corazón sereno porque se que estas conmigo, pero triste porque no podemos agarrarnos las manos, no podemos ir a la cafetería del tren a tomar un bocadillo de jamón que tanto te gusta, ni podemos hacernos otra foto juntas.

Mañana si que iré a ver la playa, por supuesto que contigo LAURA y me mojaré los pies por las dos, si es necesario y el tiempo acompaña igual hasta me de un baño como tu harías, ¡¡¡jajaja!!! Por la tarde volveré a Madrid, pondré fin a este viaje que tanto significo para las dos y que yo he vuelto a recorrer contigo, aunque en esta ocasión tengo que decir que me sale más barato, porque vamos dos pero pago por una, ¡¡¡jajaja!!! LAURA vienes conmigo y no pagas, así que tendré que compensarlo gastando lo que me ahorro en ropa de tu tienda favorita, en Berska por supuesto.

Este viaje no es simplemente un viaje a Málaga, es un viaje más allá, es seguir subiendo más alto, es saltar un montón de peldaños hacia donde realmente quiero estar: con MI HIJA LAURA, con MI NIÑA, con MI ÁNGEL.

¡¡¡SIEMPRE TU LAURA, SIEMPRE CONTIGO!!!

Tu Isa. ¡¡¡Si o Si, da igual todo!!!

——————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————

LAURA hoy casi se repite la misma historia que cuando estuvimos por primera vez de visita en Málaga, recuerdas que perdimos el tren de vuelta a Madrid, nos sentó fatal, además tuvimos que sacar otros billetes y encima esperar hasta el día siguiente. A pesar de quedarnos una noche más en Málaga no pudimos disfrutar nada de esa noche extra porque al día siguiente nos esperaba tu doctora en el Hospital de La Paz para una analítica. Según salimos del Ave en Madrid y sin pasar ni tan siquiera por casa llegamos directamente al Hospital con la maleta.

La parte positiva de esta “aventura” fue que tu llegada al Hospital supuso un soplo de aire fresco para muchos niños enfermos como TU; verte llegar con la alegría de haber pasado unos días de vacaciones, algo que todos los que estabais malitos deseabais con anhelo y que todos teníais la esperanza de poder cumplir ese deseo algún día libremente, tuvo un efecto positivo sobre todos tus compañeros de Hospital. Es curioso pero la empatía que existe entre todos los niños malitos es tan fuerte y sólida que la alegría de uno es la alegría de todos.

¡¡¡Pues hoy casi vuelvo a perder el tren, jajaja!!! Se me han ido complicando las cositas a lo largo de la mañana, tenía tantas cosas que hacer y tan poco tiempo,  que de repente me he visto corriendo como aquel día  que juntas tuvimos que acelerar el paso con la maleta roja (pero hoy ha sido la maleta roja pequeña, esa con la que tantas veces hemos ido a la playa). Según corría te estaba viendo a mi lado, diciéndome: “vamos mamá aligera el paso que no llegamos” y mientras acelerabas con tus estilizadas piernas y me dejabas un poco atrás.

LAURA,  hoy con tu ayuda he llegado de misericordia, casi cuando sonaba el silbato que da la salida al tren. Menos mal que no había mucha gente para pasar por el control de acceso, he llegado a punto de salir, cinco minutos escasos me han sobrado. LAURIITA seguro que estabas viéndome desde tu lugar privilegiado en El Cielo y te estabas partiendo de risa al verme correr tanto y tan rápido.

Ya nada me preocupa LAURA, ha sido muy divertido volver a vivir lo mismo que hace unos años. Gracias LAURIITA por tantos mensajes que me llegan de ti y que me hacen ver las cosas más que claras, cristalinas.

LAURIITA, yo seguiré así llevándote por bandera y siempre por delante de mi porque tu eres mi fuerza y siempre serás Mi HIJA, mi ÁNGEL y mi VIDA.

¡¡¡TE QUIERO MUCHO MUCHO MUCHO MÁS!!!

Tu Isa.

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

LAURA, yo a lo mío que es lo que realmente me importa, bueno… lo que realmente nos importa: a comunicar a mis amigos lo que siento y vivo cada día, porque para mi es muy impresionante, claro no me extraña nada teniéndote en el CIELO a TI LAURIITA, sólo así pasan tantas cosas a cual más increíble y maravillosa que la anterior, claro tengo mucho enchufe y no es broma, es INCREIBLE.

Voy a contar algo muy bonito que nos pasó ayer a la Familia Eric y a mi: hace una semanas fuimos invitados a asistir a un concierto de música clásica, algo que no ha sido por casualidad, LAURIITA fuiste TU la que pusiste en nuestro camino al Director de la orquesta para que te conociera y mucho más, para que te sintiera muy dentro, porque parece mentira pero LAURA estas llegando a muchas personas que no tuvieron la suerte de conocerte durante tu tiempo en La Tierra, pero que desde el CIELO las iluminas porque sabes que son personas con una especial sensibilidad y así  cada vez son mas las personas que te conocen y transmiten a otras que eres un ÁNGEL y que estas “VIVA”, claro que en otro plano, ya lo sabemos no se me ha ido la pinza ¡¡¡jajaja!! LAURA sigo como siempre un poco guasona, esa parte de mi no ha cambiado nada en absoluto.

Bueno… voy a contar brevemente esta historia tan bonita y llena de cariño: el Director de una orquesta y coro que se dedican a interpretar y a recuperar música culta en general, llegó a nuestros amigos, concretamente a la Familia Eric y a través de ellos te conoció a ti LAURA. Como decía anteriormente, hace unas semanas  les invitó a asistir a su próximo concierto y claro como iba a faltar yo, porque me dijeron que estaba lleno de TI LAURA. Que fuerte, el concierto fue en Iglesia-basílica de Nuestro Padre Jesús de Medinaceli de los PP Capuchinos, un sitio muy significativo para nosotras LAURIITA, estoy segura que recuerdas cuando eras muy chiquitina y fuiste a conocer a Jesús de Medinaceli y a pedirle tus deseos. Pues volviendo al concierto de ayer, cuando llegamos a la iglesia enseguida vino el Director de la orquesta a saludarnos y a comunicar a la Familia Eric, que el concierto se lo iba a dedicar nada más ni nada menos que a TI LAURA, que él estaba seguro que ibas ha estar allí presente alrededor de la orquesta presenciando y disfrutando del concierto. Fue muy emocionante, un concierto tan bonito e interpretado con total perfección, un regalo para nuestros oídos y para nuestro corazón, además interpretado en un lugar tan especial y significativo para nosotras, si a esto añadimos que el director de la orquesta estaba tan lleno de TI.

LAURA fue una señal más de tantas que nos envías cada día para que sigamos así llevándote por delante como bandera, porque existías en La Tierra y sigues existiendo, mejor dicho “VIVA”, en pocas palabras: “ALUCINANTE y MARAVILLOSO”, poder llegar a sentirte así es un privilegio.

¡¡¡LAURA TE QUIERO CON EL ALMA, QUE ES EL ALMA TUYA Y LA MIA UNIDAS POR EL AMOR!!!

SIEMPRE, TU ISA.

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Mi querida hija, tal día como hoy, el día de la Pascua de Resurrección te dejamos descansando en “Tu Jardín”, algo que  para muchos seria en pocas palabras enterrarte para mi sólo significó depositar en una caja el trajecito que te sirvió de soporte para llevar tu Alma aquí en La Tierra.

LAURA fue extremadamente duro, fue lo peor porque esa noche en la que estaba viendo tu cuerpecito entre cristales al menos te tenia y podía verte. Lo peor vino cuando cerraron tu cajita y ya no podía verte nunca más, eso fue algo inhumano y desolador, todavía hoy me pregunto como tuve fuerza para caminar hacia el coche dejándote allí, aun sabiendo que TU LAURA estabas conmigo, que TU Alma estaba conmigo y que lo que dejamos en “Tu Jardín” no era nada sólo el vehículo para transportar lo que realmente importa: Tu Alma.

LAURA ya sabes que yo si tengo algo bueno es que toda la Energía que me envías la recojo y por eso soy capaz de ver, sentir, actuar y caminar en una dirección que no es muy común o por lo menos a los demás no les parece que se ajusta a los patrones normales.

Voy a contarte LAURIITA: soy tu mamá, eres lo que más me importa, te traje al mundo queriéndote desde el primer instante en que supe que vivías en mi interior. Cuando naciste no me lo creía, te miraba y era la persona más feliz del mundo, al día siguiente de tu nacimiento desperté y ver que seguías conmigo me parecía un sueño, recuerdo que me decía a mi misma: “es mi hija, está conmigo, no es un sueño, es real, la tengo hoy y la tendré mañana”.

Ser madre es el mejor regalo de la vida, ver como se te va de tus manos y que no puedes hacer nada, que le pides al médico todo: ¿qué puedo hacer o que puedo dar? y recibir como única respuesta el silencio, que no hay nada, que ves que no puede ser el que se vaya de tu lado…

LAURA agradecí a DIOS muchas veces que me diera una preciosa niña como tu, me encantabas, me fascinabas: tu forma de ser, tu estilo, tu carácter, eras todo lo que yo necesitaba, todo lo contrario a mi por eso sabia que las dos juntas hubiéramos sido muy felices, soñaba con tu futuro y lo veía claro muy claro. Por eso LAURA quiero contarte algo que Tu ya sabes y entiendes porque me mandas Tu Energía para actuar así, hoy día de la Pascua de Resurrección hace justo tres añitos que enterramos tu cuerpecito, lo normal para los demás no es normal para mi. Me he levantado y Tu me has guiado a ponerme ropa blanca y azul, ya sabes colores que me gustan y a ti también, con una camiseta con tu carita y esa mirada tan profunda, me he marchado a misa un ratito sentía esa necesidad, aparentemente parecía una persona normal, feliz y con una vida plena, pero detrás de mi aspecto había una madre desolada, triste y viviendo una fecha muy significativa porque a mi única y amada hija la enterramos tal día como hoy, ¡¡¡que fuerte!!!

Había  dos opciones: La primera pensar en Ti y ponerme triste, lastimosa y con aspecto de pena o la segunda pensar en Ti y decir no quiero que  mi niña sufra más, ya ha sufrido bastante. He dicho: “LAURA vamos a tomar un vermut, voy a brindar contigo y por ti”, después y de repente, me has iluminado y he sentido que querías que fuéramos a tomar lechal, has sido Tu LAURA que te gusta tanto, ¡¡¡jajaja que pillina!!! Pero claro cual es mi sorpresa que yo lo veo siempre en homenaje a Ti LAURA, pero no los demás. A ver como vamos a ir a un restaurante en plan celebración cuando es algo horrible, si algo horroroso, pero LAURA MI HIJA lo quiere y yo su madre voy a hacer lo que realmente le haga estar mas tranquila a mi HIJA.

LAURA sé que quieres verme dentro de este dolor horroroso lo mejor posible para poder presumir de mamá allí en El CIELO y también aquí en La Tierra, porque yo soy tu madre aquí y allí; así lo intento, aunque muchas veces con zancadillas de por medio, solo porque no ven las cosas como yo. A veces es fácil ver las cosas desde un punto de vista podríamos decir cómodo, es mejor no ver para no sufrir, para no sentir, pero claro ¿quien ha parido a LAURA? YO, ¿quien ha estado las 24 horas del día velando por su bienestar? YO, ¿quien la ha visto sufrir todos los segundos del día durante su larga enfermedad? YO. ¡¡¡Está claro: YO, YO, YO y siempre YO!!!

Por estas y por mil razones más me niego a que el mundo crea que mi HIJA no existe, mi HIJA sigue VIVA, mi HIJA está. LAURA por todo eso y por muchas cosas más celebro cada día que vivimos juntas, celebro cada día que sufrimos juntas y celebro cada día que nos separaron físicamente aquí en La Tierra. LAURA lo vivo CONTIGO y por TI porque para mi sigues estando conmigo y con todos los que quieren que estés. Por eso para mi no estas muerta para mi no te he enterrado; para mi sólo has cambiado de lugar físico, pero Tu Alma está con la mía y somos dos Almas en una sola, única e indivisible Alma. Por todo eso sigo contigo y voy a homenajearte en cada fecha, en cada acto, en cada circunstancia, en todo, no voy a dejar ni un solo día de mi vida tu presencia entre nosotros y tu infinito AMOR, porque TE QUIERO CON LOCURA, ERES TODA MI VIDA Y LO SERAS ETERNAMENTE.

¡¡¡SIEMPRE TÚ MAMÁ, TU ISA!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

“Ángel”

(Dedicada a ti LAURIITA)


LAURA, MI ÁNGEL, NUESTRO ÁNGEL, esta canción caminó contigo prácticamente todos los días en tu enfermedad, la escuchabas, la cantabas y, me atrevo a decirte mi LAURA, que te identificabas al 100% con el texto de la canción y eso te hacia llevar todo lo que sentías en silencio.

LAURIITA guardabas tanto dentro de ti: acumulabas sabiduría, rebosabas amor, eras una fuente inagotable de alegría, derramabas tu bondad por doquier y siempre la luz de tu mirada marcaba mi rumbo.

Por eso en este día tan especial, en este 11 de Abril, quiero dedicarte tu canción: “Ángel” de Nach. Sé que la escucharas todo el día y que la compartirás con El CIELO entero.

MI ÁNGEL tu recuerdo es mi oración, ÁNGEL vives en mi corazón, en mi cuerpo, en mi alma, vives en mi y vives en ti porque sigues VIVA.

¡¡¡LAURA TE QUIERO!!! ¡¡¡TE QUIERO MI ÁNGEL!!!

¡¡¡Siempre, eternamente Tu Isa!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

“Querida LAURA, cada uno de tus cumpleaños en El Cielo es celebrado aquí en La Tierra con un festival de color y de nueva vida.

El regalo con el que te obsequiamos cada uno de tus cumpleaños en El Cielo es un precioso y joven almendro, que lo plantamos en un lugar emblemático para ti LAURA, un lugar por donde correteabas y montabas en bicicleta cuando eras una preciosa niña con carita de ángel, donde en los momentos de tu enfermedad paseabas con tu perrito Zeus y allí también quedabas con tus amigos para “hacer unas risas”. Es un lugar lleno de energía positiva, cuando paseo por allí con tu perrito Zeus se siente tu alegría por todas partes, por eso con toda seguridad que acabará llamándose “Paseo de los Almendros de LAURA NUESTRO ÁNGEL”, tiempo al tiempo, ¡¡¡Jajaja!!!
Ahora como es tu tercer cumpleaños en El Cielo hay un nuevo almendro, ya son tres preciosos arbolitos, uno a continuación del otro, en perfecta armonía con el entorno, porque a ti LAURIITA te gusta respetar la naturaleza y te encanta la ecología.

¡¡¡Hey LAURA!!! Además de estos tres almendros también tienes un olivo que plantamos en tu honor para celebrar tus 16 primaveras en La Tierra. Este olivo está plantado en un lugar próximo, en un sitio que visitabas con frecuencia y que te encantaba: “Silk & Soya”, está en una amplia terraza muy soleada.

Si no me equivoco… son cuatro los árboles que tienes dedicados desde que naciste en El Cielo; pero viene a mi memoria el recuerdo de otro árbol muy especial, uno que fue plantado muy lejos de aquí, concretamente en Carcassonne (Francia) para celebrar tu deseada venida a este mundo, allí donde naciste también tienes tu precioso árbol.

Como las velas de una tarta de cumpleaños cada primavera florece y se llena de luz tu regalo: un bonito almendro, toda esta explosión de color es en tu honor LAURIITA.

LAURA esta primavera no ha sido y no será diferente, porque en forma de blancas flores tus almendros te ofrecen y se visten para ti con sus mejores galas; serán motivo de alegría para los ojos del caminante, refugio para los frágiles pajarillos y néctar para  las hacendosas abejas. Seguro que tus delicadas manos alcanzarán alguna flor para regalársela a todos esos niños que te acompañan y están contigo allá en El Cielo, cada flor es una sonrisa que regalas.

El fruto de tu Amor LAURIITA, que es el que nutre la sabia de estos almendros, será extendido por doquier: el viento llevará los delicados pétalos hasta lejanos lugares, la miel que las abejas fabriquen con su néctar deleitará los mejores paladares, el trino de los pajarillos que alberguen sus ramas alegraran nuestros oídos, sus blancas flores darán luz a nuestras retinas y llenarán de un delicado manto blanco ese Paraíso donde ahora habitas.

LAURA toda tú eres vida y esperanza, por eso floreces radiante como estos esbeltos y delicados almendros, para llenar de Alegría y Amor nuestros corazones.

El preludio de una nueva vida ha comenzado…

¡¡¡Siempre TÚ LAURA!!!”

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

“Querida LAURA,

Hoy 11 de abril de 2012, llevamos tres largos años sin ti aquí en La Tierra, pero sin embargo te siento cada día más presente entre nosotros. Cada día que vivimos en torno a ti está lleno de tu amor y de tu contagiosa alegría.

Tengo la certeza de que estás en El Cielo junto a Dios y que desde allí y desde aquí nos ayudas y nos guías.

No tengo palabras suficientes para agradecerte todos los momentos que compartes con nosotros desde El Cielo y aquí en La Tierra entre nosotros.

Gracias LAURIINA porque en torno a ti nos haces sentir y darnos cuenta del verdadero sentido que tiene la vida aquí en La Tierra. Estoy segura que cuando nos llegue la hora de nuestra partida Tú estarás esperándonos con tus preciosos brazos abiertos y con tu alegre sonrisa para acogernos.

¡¡¡LAURIITA gracias por compartir con nosotros TU VIDA!!!

Te quiero cada día, cada momento.

Rosa.”

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

LAURIITA, no te voy a preguntar nada, voy a esperar a ver que pasa, solo voy a dejarme guiar por TI HIJA MIA como siempre lo hago; no analizo no busco la parte negativa de nada de lo que me pasa porque todo tiene una razón y un sentido concreto.

LAURIITA han pasado cosas muy fuertes alrededor de tu Tercer Aniversario, aunque aquí no voy a contarlas porque creo que es un secreto entre tu y yo, pero si creo que te tengo que decir que me han descolocado mucho tantas sensaciones raras no producidas por mi sino por terceras, cuartas o quintas personas pero que rebotan como una pelota en la pared de un frontón y al final me llegan a mi, que yo lo único que quiero es estar tranquila contigo MI NIÑA.

LAURA la conclusión  es que tenia una misión importante a compartir contigo que era cuidar de los Abuelitos que tanto necesitan de Tu Energía para vivir, pero de repente ocurren cosas sorprendentes más bien de mal rollo a mi alrededor y todo sin comerlo ni beberlo, pero que de forma directa me salpica quizás por mi sensibilidad y por esa Energía que Tu LAURA me das, eso hace que ciertas personas se alimenten de esa Energía que tu me das y de paso me alteran absolutamente mi ritmo de vida.

Pero que divertido LAURA, ahí estas Tu para arreglar todo y de repente me mandas de vacaciones, ¡¡¡Jajaja!!! Yo sin desear en ningún momento ni oír hablar de vacaciones, mucho menos de vacaciones en la playa y muchísimo menos allí donde tú me envías ahora. LAURIITA hace dos años me dijiste al oído: “mamá vamonos a la India, a Kolkata” y allí nos fuimos un mes las dos juntitas, la verdad que gracias a Ti LAURA toque el CIELO con mis manos, alucinamos las dos y muchos más contigo. Pero ahora creo que me has elegido este lugar porque es lo mejor para mi o porque Tu pillina quieres venir conmigo, seguro que si que quieres un poco de playa con calor garantizado, me mandas a la agencia de viajes y tu decides el destino: Punta Cana, en la República Dominicana ni más ni menos, en ningún momento me hubiera apetecido ir a un sitio así, pero tengo claro que a Ti LAURA si que te apetece que vayamos.

LAURIITA el Caribe con su sol, sus playas, sus palmeras, su brisa y su agua azul turquesa nos espera y allí iremos sin más dilación, si todo va bien salimos el sábado 21 de abril y volvemos el 1 de mayo.

LAURIITA yo cada día alucino más contigo porque me pasan cosas que a veces no me gustan pero sé que todo tiene una explicación y siempre me doy cuenta que al final es lo mejor para mi, porque siempre velas por mi, porque siempre me ayudas y pones en mi camino las personas que me hacen cambiar mi vida para tomar un rumbo acertado.

LAURIITA eres realmente genial  y TE QUIERO CON LOCURA. No me siento desgraciada, nunca me he sentido así, me siento la persona más afortunada de este terrenal mundo al tenerte como HIJA y como ÁNGEL. ¡¡¡SIEMPRE TU MAMI ISA!!!

Nos vamos las dos  solitas como cuando fuimos a Kolkata hace ya un invierno, es muy divertido no viajar sola sino con lo más preciado, querido y amado: con MI LINDA HIJA, con MI PRECIOSO ÁNGEL.

¡¡¡SIEMPRE TU LAURIITA!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

LAURIITA, el Caribe suena a viaje de novios y bodas, a salsa y merengue, a fiesta y diversión, a ron y bebidas exóticas, a relax en Resorts de lujo, a playas de arena blanca y fina con aguas color turquesa, a todo aquello que nos evoque vacaciones y evasión, pero nunca a viajar acompañada de un ÁNGEL.

Hay un antes y un después en el lugar donde me encuentro ahora, porque a partir de hoy este hotel, que está sorprendido por nuestro viaje, será un hotel diferente. Seguirá siendo un lugar de vacaciones y diversión, pero también podrá decir que entre sus prestigiosos huéspedes se encuentra un ÁNGEL.

LAURIITA no pasas desapercibida a los ojos de nadie y mi mayor ilusión es presumir de TI MI NIÑA, me llena de orgullo estar aquí contigo, me siento todavía mejor si cabe.

Vamos a disfrutar de este paraíso juntas porque sin TI LAURIITA no seria un auténtico paraíso, tu eres la que le das completamente significado a esta palabra. No son las palmeras, ni el agua cristalina, ni la suave brisa del mar, nada de esto sería paradisíaco si TU LAURIITA no estuvieras a mi lado.

TE QUIERO CON TODA MI ALMA QUE ES  LA TUYA, NUESTRA ALMA.

ETERNAMENTE CONTIGO MI ÁNGEL. En el Caribe, en la India, en tu Jardín, en nuestra casa y en todos los pasos que doy donde sea y cuando sea, pero SIEMPRE CONTIGO POR DELANTE y por bandera.

¡¡¡TE QUIERO MI PRECIOSA NIÑA!!!

¡¡¡Siempre tu Isa!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

“Nuestras vacaciones juntas en Punta Cana.”

Querida LAURIITA hoy quiero escribir sobre nuestras vacaciones juntas en un lugar realmente paradisíaco como es Punta Cana en la República Dominicana. En primer lugar quiero agradecerte MI NIÑA lo que haces cada día por mí, ahora es el momento de mostrarte mi gratitud y de relatar brevemente nuestras especiales vacaciones en Punta Cana.

Aunque pueda parecer contradictorio en cierto sentido y suene  muy fuerte para muchas personas, pero TU LAURIITA justo después de tu tercer aniversario me enviaste al corazón del Mar Caribe para que las dos celebráramos el poder estar juntas, algo que es tan horrible para muchos, pero que realmente nosotras sabemos que dentro del dolor es algo maravilloso: poder sentir las dos lo mismo, porque una madre y un hija jamás se separan, están unidas eternamente.

Y ocurrió lo que tenía que ocurrir porque todo está escrito aunque sea con letras invisibles. De repente y sin haber pensado en disfrutar unos días de vacaciones juntas, LAURIITA me llegó tu mensaje de forma clara y supe que debíamos pasar unos días las dos solitas y en perfecta armonía, precisamente TU LAURA elegiste nuestro lugar de destino. Un lugar maravilloso, un lugar que ahora después de nuestro regreso a España entiendo el porque tuvimos que ir allí y no a otro destino.

LAURA TU eres muy inteligente y querías que disfrutáramos tanto en ese lugar tan maravilloso, un lugar que es lo más parecido a un paraíso aquí en La Tierra, por supuesto sé que TU LAURA estas en otro Paraíso muchísimo mejor, pero como yo todavía no puedo viajar hasta donde TU estas ahora, decidiste viajar TU conmigo a ese país tan bonito, a ese lugar donde sus gentes son realmente especiales, justo son las personas que nosotras necesitábamos aquí y ahora.

Queremos explicar un poco como han sido nuestras vacaciones, en pocas palabras queremos resumir lo que vivimos, algo que es muy difícil explicar porque para cualquier persona sería muy sencillo narrar como han sido sus vacaciones, pero para nosotras es algo tan diferente… es vivir unas vacaciones de una madre y una hija en un único cuerpo, el cuerpo de mamá y las dos Almas juntas. Es algo maravilloso que no todo el mundo tiene la posibilidad de sentir. Pero… ¿Hay lugar para la pena y el dolor en este relato de nuestras vacaciones? La pena y el dolor están al alcance de todas las personas, van unidas a la condición humana, pero en estas vivencias juntas no hay sitio ni para la pena ni para el dolor, nadie sabe realmente como siente nuestro corazón, es algo maravilloso, es especial y es alucinante.

Yo como madre pienso que soy una persona muy afortunada al poder sentir a MI HIJA tan cerca y, TU LAURA, sé que también piensas y sientes que eres afortunada al poder disfrutar junto a TU mami de tantas cosas y sobretodo que siempre todo lo hacemos con alegría, con energía y con ilusión.

Viajamos desde Madrid a la República Dominicana, al corazón del Mar Caribe, concretamente a Punta Cana al Hotel Catalonia Bávaro Beach, para nosotras el hotel perfecto, un complejo hotelero enorme con todas las comodidades y facilidades que nos gustaban a las dos: las que le gustan a LAURA y las que me gustan a mí, en una palabra: perfecto. Como dice la publicidad del Hotel cuando se refiere a su playa: “Lo mejor del Caribe te espera en este hotel situado en la primera franja de la famosa Playa Bávaro. Su inconfundible arena blanca, agua turquesa y las plantaciones de palmeras y cocos que la rodean, convierten este lugar en un paraíso tropical.” Este complejo hotelero o resort es en cierta forma parecido a las últimas vacaciones que vivimos y disfrutamos juntas en La Tierra, exactamente en la bonita Isla de Lanzarote. Pero en esta ocasión a lo gigantesco, no sólo en la extensión de las instalaciones hoteleras, la amplia oferta de actividades, los distintos y variados restaurantes para todo tipo de gustos y paladares, hay de todo lo que cualquier persona puede necesitar para disfrutar de unas agradables vacaciones. No hace falta salir del complejo hotelero porque hay de todo y para todos allí mismo al alcance de la mano; no hay un segundo para aburrirse, no existe la monotonía, todo son actividades enfocadas al ocio y a la diversión para todos los públicos y para todas las edades.

Todo es maravilloso, este sitio en si es maravilloso, pero ese lugar por si mismo sólo sería precioso, pero el alma de este maravilloso lugar son las personas que trabajan allí para que sea totalmente perfecto y son las que realmente le dan la vida. Esas personas que cada día desarrollan su trabajo con alegría y que no podemos calcular cuántos son realmente, son lo más agradables que puedes encontrar, son personas que valoran mucho su trabajo, que anteponen su simpatía y sus ganas de hacer la estancia en el hotel lo más agradable por encima de sus problemas personales. El valor más importante de un complejo de vacaciones son las personas que hacen que funcione bien cada día, su simpatía, su total entrega a las personas que visitamos su bonito país y su hotel; es maravilloso, siempre con una sonrisa en los labios,  siempre con un amable saludo en cualquier lugar del complejo, siempre una disponibilidad al 100% para que no nos faltara absolutamente nada.

LAURIITA y yo nos hemos sorprendido mucho de cómo son capaces de controlar tanto: saben muy bien cuando te sientas en la mesa lo que necesitas sin preguntarte, de repente les ves lejos y desde cualquier posición controlan todo, aunque aparentemente no estén pendientes de ti. Ahora que no paran absolutamente nada, están en continuo movimiento para darte el mejor y más rápido servicio, eso sí para dedicarte una sonrisa y unas palabras siempre tienen tiempo, son personas diligentes y amables al máximo. A nosotras nos han dedicado mucho tiempo, porque realmente no es muy común ver a una persona aparentemente sola en un complejo hotelero de este tipo, durante el día eran muchas las personas que se dirigían a mí para hacerme siempre las mismas preguntas: “¿Está usted sola? ¿No ha venido con su familia? ¿Ha venido con su esposo?” La verdad es que me alegraba mucho escuchar estas preguntas, porque siempre les contestaba con mi mejor y más sincera sonrisa: “No, yo no estoy sola, estoy con MI ÁNGEL” Inmediatamente y con cara de sorpresa me preguntaban: “¿Su ÁNGEL?” y mi respuesta sin dejar de sonreír: “Si, MI ÁNGEL que está aquí conmigo. Es MI HIJA que está en El CIELO y ahora también aquí de vacaciones conmigo y con ustedes, por supuesto”. Rápidamente les mostraba mi colgante con la foto de MI NIÑA y mi ÁNGEL dibujado sobre mí en la espalda. En un principio todo el mundo se mostraba sorprendido pero después de esta sorpresa inicial una sonrisa brotaba en sus rostros y mostraban su bienestar al saber que no viajaba sola y que un ÁNGEL me acompañaba, veían mi sonrisa y sabían que era también la de LAURA.

Todo el “staff” del Hotel se portó fenomenal con nosotras, desde el personal encargado de la recepción hasta la gerencia, tuvimos la gran suerte de conocer personalmente a todas las personas que se encargan cada día de organizar a toda esta fuerza humana que hace que todos los visitantes se encuentren de maravilla en las instalaciones del Hotel. Incluso pudimos agradecer en un encuentro informal a Linda, que es la gerente de las habitaciones, lo agradable que había resultado nuestra estancia y el buen trato que habíamos recibido las dos durante los días en que nos habíamos alojado en el Hotel, si las dos: mamá e HIJA.

Sería muy difícil hablar de todas y cada una de las personas que han hecho que nuestras vacaciones hayan sido muy tranquilas y agradables. Nuestros amigos de la playa, los que nos servían esos cócteles tan buenos y refrescantes, nuestro amigo Alvi y sus compañeros, que tengo en la memoria pero que se me olvidan los nombres, los recordamos a cada uno de ellos por su amabilidad y por todo su cariño. También está Júnior que era el encargado de llevar la barca y nuestros amigos que nos daban las toallas para la playa, entre ellos Daniel que nos dijo cosas muy bonitas referentes a TU Web LAURA. El personal de mantenimiento de las habitaciones,  playa y jardines también eran muy especiales con nosotras. Los camareros que visitábamos tantas veces durante el día no podían atendernos mejor, hacían todo lo que estaba en su mano para que su servicio fuera siempre excelente. No podemos olvidarnos del grupo de animadores siempre dispuestos a dar lo mejor de sí para ocupar el día con diversas actividades lúdicas o deportivas. Tenemos que mencionar también a los fotógrafos que hicieron todo lo posible por sacarme una bonita instantánea con la foto de LAURA, buscando la foto más bella de las dos hizo un gran reportaje conducido por la sensibilidad, el cariño y el Amor hacia LAURA, nuestro amigo Mateo y sus compañeros hicieron lo imposible para que sus máquinas fotográficas mostraran toda la belleza de LAURA en mi compañía.

En fin, no queremos dejarnos en el tintero a nadie, por eso diremos que todos los que trabajan en el complejo hotelero se portaron de maravilla con nosotras. Ese complejo es realmente muy bonito, pero sin todas esas personas tan agradables, simpáticas y trabajadoras al máximo, no sería nada más que otro bonito y agradable lugar de vacaciones, pero lo que le hace especial y precioso son sus gentes que cada día dan lo mejor de sí mismas para que el cliente sea algo más que un cliente satisfecho. Su trato familiar y cercano es lo que han hecho que LAUIITA y yo nos hayamos sentido como en familia, en una gran y acogedora familia.

Antes era yo la que buscaba lugares para ir de vacaciones, pero ahora  LAURIITA es la que decide los lugares especiales a donde tenemos que viajar para que su mamá se sienta muy bien, bueno… que las dos nos sintamos muy bien, algo que está fuera de toda duda. Además LAURIITA se encarga de transmitir a todos los que me rodean que no estoy sola, que estoy mucho más acompañada que el resto de personas, incluso cuando se sientan en torno a una mesa un grupo de amigos o familiares; yo sólo ocupo un lugar, pero las dos juntas llenamos de Energía el complejo entero.

¡¡¡LAURIITA ha llegado el momento de los agradecimientos!!! Gracias LAURA por estas vacaciones, gracias LAURA por elegir este lugar, gracias LAURA por hacer ver a las personas que han convivido con nosotras que estamos siempre juntas. Gracias a todas las personas que nos han tratado con tanto cariño y sensibilidad. Gracias a todos los miembros del staff  porque son capaces de tratar a todos los que visitan su Hotel por igual, allí somos todos iguales ¡¡¡jajaja!!! menos nosotras que viajamos las dos juntitas en un solo cuerpo ¡¡¡Jajaja!!! LAURA TU sales perdiendo porque te pones más edad, pero yo salgo ganando porque con TU ropa me quito añitos.

¡¡¡Que divertido lo hemos pasado!!! Llegaron trescientos jóvenes con ganas de fiesta, que locura rodeada de jóvenes al lado de nuestra habitación, en todo el complejo. De repente sentí como TU LAURIITA me decías: “mamá tranquila, que me voy a ir yo con ellos por la noche, ya soy mayor de edad y TU sabes que como soy un ÁNGEL controlo todo mucho mas, así que tranquila que no beberé demasiado, pero luego vuelvo a dormir contigo” Pues algo que parece irreal, es algo totalmente real, solo hay que ser madre de un ANGEL y dejarse llevar por lo que le dice el corazón, porque MI HIJA me guía siempre donde tenemos que ir, así es más fácil vivir, solo hay que vivir el momento y del resto se encarga MI ÁNGEL, ella me pone e indica el camino que tengo que seguir. Todo esto es la ventaja sobre el sufrimiento de La Tierra de no poder abrazarte, es lo que tenemos LAURIITA, pero seguiremos siempre juntas, porque es imposible separarnos aunque estemos en diferentes planos, a pesar y por encima de todo somos dos Almas una sola.

¡¡¡Ah!!! Algo anecdótico, divertido y sorprendente, aunque a mí no me sorprende tanto porque sé que en este mundo hay muchas personas con una sensibilidad especial y que pasan desapercibidas para el resto. Pues… Cuando llegamos al aeropuerto de Punta Cana, aproximadamente a las 3:00 horas de la madrugada, al pasar por el control de pasaportes lo primero que me dijo la policía sin haberse fijado en mi documentación fue: “¡¡¡Qué guapa es su hija!!! En lugar de mirar primero el pasaporte, lo primero que vio y que llamó su atención fue la foto de MI HIJA que llevaba impresa en mi camiseta. Me llené completamente de Energía y dije para mí: “LAURIITA ya saben que venimos juntas”.

Al final de nuestras vacaciones ocurrió un hecho similar cuando llegamos al aeropuerto para coger el vuelo para España. Llevaba puesta otra camiseta con otra preciosa foto tuya impresa, tan preciosa como eres TU LAURIITA . El caso es que estaba en el mostrador de la aerolínea para obtener la tarjeta de embarque con una enorme fila de gente detrás, la persona que me iba a atender y antes de mirar mi billete miró TU foto LAURIITA y me dijo: “¡¡¡Qué guapa!!! Le dije: “Es MI HIJA, es un ÁNGEL y está en El CIELO”. Muy sorprendida esta persona transmitió con ilusión mis palabras al resto de sus compañeros, yo un poco apurada por la gran cantidad de gente que estaba esperando a ser atendida le dije: “les dejo estas tarjetas de LAURIITA para que puedan ver tranquilamente su Web y su Blog y que no se enfade la gente que está esperando”. ¡¡¡Que guay!!! Facturé mi equipaje y seguí andando hacia adelante, no me pesaba ni la bolsa de mano que llevaba.

Otra anécdota memorable fue la que sucedió en torno a una caracola que había comprado días atrás en la playa a una persona que necesitaba venderla para subsistir. Todo el mundo me decía que estaba prohibido llevar ese tipo de objetos, que no iba a pasar el control de equipajes, pero después de la Fuerza y Energía que llevaba sabía que la caracola iba a pasar el control sin problemas. La caracola pasó dentro de la bolsa de mano por el scanner, las personas que estaban a su cargo les llamó más la atención la carita de LAURIITA en mi camiseta y no vieron nada más. Yo me reservo lo que sentí, pero una vez más LAURIITA sé que estas en todo.

¡¡¡Ah, se me olvidaba!!! Que coctel más especial me prepararon nuestros amigos de la playa, una copa azul preciosa y riquísimo. Cuando llegué a la habitación me di cuenta que TU bikini LAURIITA llevaba una copa azul exactamente igual a la del coctel que me había tomado en la playa. ¡¡¡No es casualidad, no!!!

Gracias Amor, por seguir siendo mi HIJA a pesar de todas las trabas y dificultades que ponen en mi camino y gracias también por seguir protegiéndome tanto. Cuando estabas conmigo en La Tierra ya eras como mi Ángel de la Guarda porque también querías siempre protegerme Tú a mí, parecías mi mama. LAURIITA ahora eres mucho más que una madre eres MI ÁNGEL, NUESTRO ANGEL, EL ANGEL DE TODOS LOS QUE QUIEREN QUE SEAS SU ÁNGEL.

¡¡¡Siempre TU, siempre LAURA!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Gracias LAURA por guiar mi corazón y mi voz para transmitir con claridad y serenidad tu mensaje de vida a través de mi, un mensaje que ha llegado a todos los que estábamos reunidos para celebrar este día tan especial.

“Entre la vida y la muerte solo hay una línea invisible, aunque para mi la muerte realmente no existe, porque cuando mi única hija LAURA se fue con tan solo 15 años, supe que se iba a un lugar mejor y que siempre íbamos a estar unidas, aunque no pudiera acariciar su carita, agarrar sus manos y achucharnos como nos gustaba a las dos, pero sabia que su alma iba a estar siempre conmigo.

Cuando cerró sus ojitos aquí en La Tierra, solo fue un paso para abrirlos en El CIELO, en nuestra eterna y verdadera casa; porque aquí simplemente vivimos en un hotel de diferentes estrellas temporalmente, hasta que nos llega el día de volver a casa, a la casa de DIOS el Padre de todos nosotros.

Mi hija se fue muy pronto, ella ya había terminado su misión aquí. Me quede con la sensación de que me arrancaron enteramente el corazón y me dejaron el cuerpo vacío, con la pesada carga de tener que caminar sin fuerzas. Pero lo que hice desde el primer día de su partida fue pensar en ella y por nada del mundo podía permitir que sufriera mas de lo que ya había sufrido.

Mirando al CIELO le dije: “LAURA, mi vida ya no es la misma, pero voy a seguir caminando siempre contigo por delante, voy a estar con los ojos muy abiertos porque se que desde el CIELO me vas ayudar y yo desde la tierra viviré todo lo que a ti te quedo por vivir”. Por eso visito sus tiendas favoritas, siempre que puedo me compro algo con LAURA y por LAURA, me pongo su ropa, sus pendientes y todas sus cosas y cada día en la comida brindo con y por mi hija.

Este lugar tan acogedor, donde esta mi preciosa hija y todos vuestros seres queridos, yo lo llamo de forma cariñosa “El Jardín de LAURA“. Por eso cuando alguien me pregunta: ¿Vas al cementerio? Siempre contesto: “No, voy al Jardín de mi hija”.

Así vivo yo mi visita a su Jardín , un lugar donde siempre encuentro tranquilidad y paz; porque aquí no está mi hija, solo esta el trajecito que le sirvió en su corta vida terrenal, para transportar y contener su Alma. Por este motivo,cada fecha relacionada con LAURA venimos a celebrarlo a su Jardín, porque para nosotros no es un lugar triste sino todo lo contrario: siempre llegamos con mucha alegría porque sabemos que LAURA siempre está con nosotros.

Este domingo pasado el Abuelo MIGUEL, mi padre, partió en busca de su querida nieta para compartir de su mano este día tan entrañable y especial

LAURA 10 días antes de partir al CIELO nos dejo una frase muy significativa: “Existir es un hecho, vivir un arte”. Una frase para reflexionar sobre la vida, por eso todos los que hemos pasado por el terrible dolor de la perdida de un ser querido, el vivir con arte cada día nos hace estar mas cerca de ellos.”

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

LAURA yo siempre transmito a las personas que se acercan a mi toda tu Energía y todo tu Amor, pero lo que realmente me llega muy dentro del corazón es la Energía y el Amor que siente y transmites a tu amigo Eric. Él ayer tuvo la oportunidad de expresarlo en tu Jardín en la celebración del Día de Todos los Santos, un acto lleno de emociones y de sentimientos a flor de piel, todo un testimonio del Amor y la Energía que emanan de ti.

“Cada miércoles, los caminos de una familia se encuentran sobre la hierba, en un remanso de paz, sobre el césped de un jardín en el cual se respira un aire limpio y donde la brisa desprende una agradable fragancia de armonía y sosiego. Almas que acuden para encontrar la luz y el camino.

Sin embargo, la labor de esta familia carecería de sentido sin una estrella que les guiara en la noche del mundo, y por ello sus caminos encuentran su verdadera significación alrededor de un ÁNGEL, alrededor de LAURA. Vivir la vida no es una tarea fácil, pero algunas personas tienen un don especial para vivirla y para enseñarle a los demás cómo vivirla. LAURA supo vivir su vida como pocos saben hacerlo, disfrutando de cada instante y haciendo felices a todos aquellos que tuvieron la fortuna de conocerla.

Ahora, nuestro ÁNGEL es todo un ejemplo a seguir para todos aquellos que la conocieron y que la siguen conociendo a través del testimonio que damos de ella. En este lugar, en este jardín, encontramos la paz que nos es necesaria para poder tener SIEMPRE presente a LAURA, y es aquí donde nos reunimos para celebrar que ella sigue a nuestro lado desde El Cielo.

Gracias a este bello lugar, podemos celebrar que LAURA siempre está y estará con nosotros.”

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

CARTA A MI MADRE

Querida Madre, Mamá, Mami Antonia, no sé porque te fuiste, no sé qué pasó para que te marcharas, no sé si era tu día… aunque supongo que sí, porque estabas aparentemente pachucha, pero no para marcharte.

¿Qué pasó mamá? ¿Qué pasaste durante esa última semana antes de tu partida que yo desconozco? Lo que si se, es que no estabas muy bien, pero aparte de tu tos, ¿qué pasaba por tu mente y qué te preocupaba tanto que te hacia estar nerviosa, como yo percibía?

¿Qué había a tu alrededor, o quizás, lo que no había era lo que te produjo vivir esos últimos días más inquieta, nerviosa e insegura? Tengo  la sensación que te sentías sola, aunque sabías que estábamos todos pendientes de ti, pero no fue suficiente para que estuvieras tranquila.

Seguro que durante tus últimos días, tus últimas noches,  anhelabas y querías  tener a un hijo a tu lado ¿Por qué? Esta duda me invade y atribula. ¿Quizás porque había algo a tu alrededor que no te daba la seguridad que tu necesitabas y que además no te sentías con ganas ni fuerzas para hacer frente a ello? ¿Quizás para no preocuparnos no nos dijiste nada al respecto de lo que ocurría en tu entorno? ¿Puede ser un poco…, tal vez como que hay algo que no acababa de gustarte, pero aguantabas en silencio?

Madre cuanto siento todo, no haber sido consciente de que me necesitabas, porque una simple palabra tuya la hubiera entendido enseguida, pero… ¿Por qué? ¿Por qué  en tus últimos días no pudiste explicarnos que pasaba?

¿Mami por qué te encontré con el cuello hacia abajo y colgando? ¿Por qué cuando te sentaste con mi ayuda en el sofá te coloque el cuello en una almohada y gritaste? ¿Por qué?

¿Qué pasó Mami, que tenías? ¿Qué te ocurrió? No dejo de darle vueltas ni un instante. Quizás alguien lo sabía, alguien que estaba más cerca de ti tiene todas las respuestas.

Yo no paro de pensar que pasó, que te pasó y como te sentiste en esos interminables días previos a tu partida.

Tengo sueños que son producto de  toda esta inquietud, la inquietud que me produce el no saber y no tener respuestas a mis preguntas. Sueño por la preocupación que tengo al pensar que quizás alguien sabia como te encontrabas y no me lo contaron, porque simplemente con una llamada y con una simple palabra habría comprendido qué tenía que hacer. Hubiera estado a tu lado esos últimos días, hubieras podido hablarme,  hubiéramos podido compartir tantas cosas que tenemos en común con respecto a nuestras creencias o a mis creencias sobre el estado y el lugar donde se encuentra tu querida Nieta LAURA.

Desde que LAURA se fue siempre hablábamos mucho sobre ella y me decías: “si LAURA no se hubiera ido qué bien estaríamos, con lo inteligente que era donde hubiera llegado”; yo te contestaba: “es verdad y acababa diciéndote que LAURA estaba en un lugar mejor y que al final íbamos a ir todos con ELLA”. Esa seguridad en que LAURA está en un lugar mejor que La Tierra la tengo yo, pero tu mami tenías más miedo y me decías: “si pero como estamos aquí vamos a dejar eso que ahora nos toca aquí, ese día llegará cuando llegue”.

Mami ese fin de semana iba a ir a verte tu hijo Ángel, yo le pregunté si no le importaba que fuera yo y él me dijo: “claro, lo que tú quieras, yo voy el fin de semana siguiente que tengo muchas ganas de ver a mi madre”. Siento haberle “robado” parte de tu despedida a tu hijo mayor.

Yo tuve la pena pero la suerte al mismo tiempo de poder vivir toda tu despedida, que dentro del dolor lógico del momento fue realmente muy bonita, unos instantes llenos de amor pleno.

El sábado día 2 de Febrero del 2013 fue cuando llegué a tu casa Mami, pero  desde la mañana pasaron cosas que seguro tienen su explicación, porque cuando iba a coger el coche vi algo raro que me hizo pensar que podía quedarme en el camino por culpa de una avería, por lo que tuve que alquilar uno para tener la seguridad que iba a llegar al pueblo y eso me retraso la llegada.

La persona que estaba contigo Madre me llamó para ver cuánto me quedaba para llegar y le dije que me quedaba media hora aproximadamente;  le pregunte como estabas y me dijo que bien, que estabas acostada  pero que estabas bien. En ese instante y por el tono de sus palabras tuve la sensación que se quería ir y dejarte sola hasta que llegara, yo le dije que hiciera lo que viera conveniente, me contestó: “Tu Madre está bien”. Deduzco que después de esta breve conversación se fue sin esperar a que yo llegara.

Cuando llegué fue una escena un poco estresante para mí porque te vi acostada en la cama y no te levantaste como hacías siempre, me extrañó mucho porque siempre nos recibías con mucha ilusión y hacías grandes esfuerzos por estar bien cuando llegábamos; verte sola en ese estado, no lo olvidaré en la vida, cuántas preguntas sin respuesta.

Pasaron cosas estresantes en pocos minutos,  pero tendría que ser por algo para que estuviera contigo a tu lado y pasar tus últimas horas juntas sin que nadie me pudiera robar el poco tiempo que tú sabías que tenías para despedirte de mí.

Llamaron a la puerta y no encontraba la llave de la valla metálica para abrir, algo increíble porque hacía unos minutos que había abierto, era tu sobrino que venía a visitarte; busqué afanosamente la llave por todas las bolsas y no hubo manera de encontrarla, salí y le dije que lo sentía pero que  no podía abrirle porque la llave había desaparecido, él me dijo que estuviera tranquila y que no me preocupase que ya la encontraría, a lo que le contesté que en ese momento no podía entrar y que ya le diría a mi Mami que había venido a hacerle una visita.

Después, cuando entré en la casa, la llave estaba justo encima de la mesa en un lugar visible, algo que resultaba paradójico porque antes no la había visto y en la mesa es donde busqué en primer lugar.

Madre no tengo ninguna duda que el tiempo que te quedaba estaba reservado para que te pudieras despedir de mí con toda tranquilidad. Estaba percibiendo muchas cosas en poco tiempo, pero sin saber realmente que te estaba pasando.

Entré de nuevo en tu habitación y estabas sentada en la cama con el cuello colgando y me dijiste: “¡¡¡ESTOY MUY CANSADA, CREO QUE ESTOY EN LAS ULTIMAS!!!”, yo te contesté: “Madre estate tranquila que ahora vamos hacer  todo lo posible para que estés bien”. En ese momento, con mucha dificultad y sin fuerzas, te agarraste a mí, algo que me asustó porque nunca querías que te agarrara nadie, tú siempre te apañabas sola mejor.

Te ayudé a ir al sofá y me tranquilizaste diciéndome que te encontrabas mejor para no preocuparme, tan generosa como toda tu vida.

Me dijiste: “¿Llamamos a alguien?”, te contesté con prontitud: “¿Para qué Madre?”, a lo que tu contestaste: “para que nos ayuden”. Con estas breves palabras ya sabía lo que me estabas diciendo: no querías que estuviera yo sola en tus últimas horas.

“¡¡¡Llama a todos!!!”,  y yo con toda la fuerza y la energía de LAURA te conteste: “¿Para qué? ¿Quieres que vengan?”, tu respuesta fue: “No porque tienen que trabajar”. “Entonces,  ¿qué les digo?” Te escuché con claridad: “Pues… nada, como estoy, bueno… para despedirme porque me voy”, con sorpresa por tus palabras te dije: “Madre, ¿pero a donde te vas? Tú no puedes marcharte todavía, tienes que cuidar de mi; se ha ido LAURA y el PADRE, solo me quedas tu”. Poco a poco te ibas quedando dormida y yo a tu lado hablándote con cariño y tranquilidad te pregunté si me ibas a cuidar y me contestabas afirmativamente moviendo de forma suave  la cabeza.

Cuando de repente espabilas un poco y me dices: “BUENO QUE ME TENGO QUE IR, ¡¡¡HALA, HASTA MAÑANA!!!”.

A partir de ese momento ya apenas hablaste, sólo querías decir cosas pero no podías, estabas dormida pero te enterabas de todo lo que yo te decía.

No querías que llamara al médico, ni querías ir al hospital, pero a la vista de cómo te encontrabas no me quedó más remedio que llamarle y cuando llegó te vio muy malita. Te levantó la cabeza y gritaste de dolor, ni tan siquiera se dio cuenta que tenías una vértebra del cuello rota, eso creo yo con lo poco que se sobre medicina pero basándome en lo mucho que te conozco Mami. Por eso estabas tranquila, estabas durmiéndote porque se te iba parando el diafragma y dejabas de respirar lentamente (¡¡¡CONCLUSION MIA!!! Madre, entre tú y yo).

Viéndote la doctora dijo: “Está muy tranquila”. Como no querías ir al hospital para pasar tus últimos momentos allí,  me indicó que  la decisión para hospitalizarte estaba en mis manos y que teníamos que tener en cuenta tu deseo o última voluntad de permanecer en casa.

Así se hizo, respetándote como tú nos habías enseñado durante toda tu vida. Mami,  lo que tú querías era pasar tus últimas horas en tu casa y rodeada de tus hijos.

Estuvimos todos contigo a tu lado y en tu habitación, hablando contigo, contado muchas anécdotas de tu dilatada vida,  cosas graciosas y simpáticas que nos hicieron reír; incluso te hicimos alguna promesa, y mientras, tu nos escuchabas y nos contestabas moviendo las piernas.

Fue una despedida, dentro del dolor de perder a una Madre, muy bonita, llena de Amor, de Cariño, de mucha Paz y Serenidad. Madre, se te notaba en la cara que te fuiste muy tranquila, sin apenas suspirar, te fuiste durmiendo hasta que decidiste agarrar fuerte la mano a tu nieta LAURA y a tu marido MIGUEL, nuestro PAPI, para emprender ese viaje hacía la Luz y dejar atrás todos los sufrimientos terrenales.

Doy gracias a DIOS y a ti Mami por haberme permitido estar a tu lado durante tu último día aquí en La Tierra. Me siento muy afortunada porque te despidieras de mi, que me dijeras con toda la naturalidad del mundo: “BUENO QUE ME TENGO QUE IR, ¡¡¡HALA, HASTA MAÑANA!!!”, estas palabras para mi fueron un “¡¡¡HASTA PRONTO!!!”.

Mami, quien me iba a decir a mí que ese sábado, aparentemente  un sábado más, iba a ser el último día que iba a estar a tu lado.

Abraza  fuerte a tu nieta LAURA y a PAPUCHI.

¡¡¡OS QUIERO!!!

————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————-

Mí querida LAURA:
Hoy es día 11 de Abril y vuelvo a revivir aquel día cuando hace cinco años cerraste tus ojitos aquí en La Tierra. Recuerdo perfectamente aquel Sábado Santo, una fecha muy significativa e imborrable de mi mente.
Que sensación más dolorosa invade todo mi ser, un enorme escalofrío recorre totalmente mi cuerpo y una desgarradora punzada atraviesa de lado a lado mi corazón.
De repente mi vida dio un giro de 360 grados, se convirtió en algo tan confuso que no sabía si la vida contigo LAURA había sido real o había sido un precioso y dulce sueño que ya nunca volvería a tener, un sueño que se escapó de mi mente con la misma rapidez que el agua se escapa entre los dedos de las manos.
Vivo cada día como si fuera una pesadilla, es como que no reconozco mi vida, como si no perteneciera a esta vida normal que el resto de la gente vive, a esa vida normal que TÚ y yo una vez tuvimos.
LAURA CARIÑO MIO, TU TE FUISTE Y YO ME HE QUEDADO, pero no me he quedado en el mismo lugar, TU HAS VOLADO MUY ALTO y yo también me siento como en otro plano, mi cuerpo sigue aquí con los pies en La Tierra,  pero mi alma está más cerca de TI que de mi cuerpo.
Muchas veces pienso como sería nuestra vida si no te hubieras ido…, seguramente seriamos muy felices juntitas, como siempre; tendríamos una vida normal, no sé si con un buen aprendizaje vital o simplemente un paso por La Tierra sin más.
Lo que si tengo muy claro es que nuestras vidas han sido muy duras y que TU LAURA te fuiste porque ya nada podías hacer aquí, lo habías dado todo y me dejaste con TU enseñanza, fundamental para terminar mi duro camino.
LAURA, TU vida y la mía son como el largo rodaje de una película, una película con un apasionante guión, una película de un género difícil de calificar pero llena de valores humanos.  TU papel fue muy duro en esta película y requirió un gran trabajo, pero finalmente lo conseguiste y te llevaste un montón de “Oscar” para pasearlos por la alfombra roja del camino celestial.
Mi papel no ha sido ni es nada fácil, pero se ve que no soy tan buena actriz como TU, MI PRINCESA, porque tengo que seguir trabajando y cada vez con más esfuerzo, por lo que se ve tengo un aprendizaje un poco más lento que el tuyo. Cada día sueño con que llegue el momento en que pueda terminar mi papel aquí y vea el último fotograma de esta película, aquel fotograma donde me reúna contigo y las dos juntas podamos escribir con letras de nubes: “FIN”.
¡¡¡Te quiero eternamente, MI PRECIOSO ÁNGEL!!!
¡¡¡Te quiero LAURA!!!